El Diario Geek

¿Se puede espiar el WhatsApp de otra persona?

Solo necesitas hacer una sencilla búsqueda en Google para dar con cientos y cientos de páginas webs que te “explican” cómo espiar las conversaciones de WhatsApp de tu amigos. El ser humano es curioso por naturaleza, y cuando digo curioso digo morboso. Nos encanta meternos en las vidas ajenas, y nos encanta todavía más saber qué dice la gente de nosotros.

A día de hoy, casi todo lo hablamos por WhatsApp. La (maldita) aplicación (de los cojo*es) es de las más utilizadas en España y América Latina. Eso provoca que muchas personas se pregunten, en un alarde de conocimientos hacker, si es posible espiar WhatsApp para leer las conversaciones de nuestros contactos. ¿Con qué fin? No seré yo el que pregunte, pero sí el que os explique cómo está el patio.

Si has llegado hasta aquí, seguramente vengas buscando respuestas a tus inquietudes de hacker ruso amante del Bitcoin, y siento ser yo el que te de “malas noticias”. WhatsApp puede tener una versión web y de escritorio más mala una patada en la espalda, puede ser malísima para enviar archivos y para hacer llamadas, pero es más segura de lo que pensamos.

No se puede espiar el WhatsApp de tus amigos

A no ser que seas adivino y tengas mucho tiempo libre, espiar WhatsApp es muy jodido — Imagen de El Tiempo

WhatsApp será muy chapucera, pero es una aplicación bastante segura, más de lo que lo son algunas de las apps que usas a diario. Hace ya bastante tiempo, WhatsApp implementó un sistema de cifrado de extremo a extremo que hace imposible que se puedan espiar las conversaciones y mensajes de nuestros contactos.

Imagina que tú y yo tenemos un código ultrasecreto para hablar entre nosotros — como seguro que has hecho de pequeño con algún colega — . Si yo te escribo una carta usando ese código de encriptación, solo tú, que sabes cuál es mi clave, serás capaz de descifrarla y entender el mensaje que te he escrito. WhatsApp es exactamente igual, pero en modo Puto Amo.

El cifrado de WhatsApp funciona de la siguiente forma: cuando envías un mensaje, este se encripta con un código que solo tú y tu contacto conocéis — o sea, no vosotros, sino vuestra aplicación de WhatsApp — . El mensaje se codifica cuando lo envías y se descodifica en el teléfono de tu contacto, porque solo él tiene la clave. Esta clave se genera de forma automática y aleatoria, y cambia con cada mensaje que envías.

Os pondría la fuente de esta imagen, pero no quiero que os puedan llegar a estafar

Para poder espiar el WhatsApp de otra persona tendrías que descifrar una clave aleatoria generada para cada mensaje enviado a cada contacto. Te morirías antes de conseguirlo, en pocas palabras. De hecho, ni WhatsApp puede leer/descifrar tus mensajes. La aplicación no almacena tus mensajes ni guarda conversaciones, por lo que, a efectos prácticos, es imposible que alguien — o tú — pueda espiar el WhatsApp de otra persona.

Esto, por otro lado, te viene fantástico porque estarás seguro de que nadie podrá espiarte tus conversaciones. Así que tranquilo, que puedes seguir mandando fotos guarr… apuntes de matemáticas sin que nadie te los espíe. Y por lo que más queráis, no os creáis las publicaciones/webs que dicen que se puede espiar WhatsApp, de verdad. Son más falsas que un euro con la cara de Popeye.

Jose García Nieto

¡Pon tu comentario!